Se ha producido un error en este gadget.

martes, 28 de febrero de 2012

La NASA prevé una misión a Marte en 2018


El jefe científico de la NASA, John Grunsfeld, anunció este martes que la agencia espacial estadounidense no descarta iniciar un programa de exploración de Marte de cara a 2018. Según explicó, este nuevo proyecto necesitaría la aportación del equipo humano, así como de la tecnología espacial de la NASA.
Sin embargo, la principal preocupación para esta misión es el dinero, ya que la agencia espacial ha sufrido recortes en su presupuesto para los próximos años. En este sentido, Grunsfeld señaló que se está estudiando la posibilidad de invertir algo más de 520 millones de euros en este proyecto, ya que, a su juicio, «la exploración de Marte es una oportunidad que no debe perderse».
El jefe científico de la NASA realizó estas declaraciones durante su intervención en encuentro anual del Grupo de Análisis del programa de Exploración de Marte (MEPAG), que se han mostrado, según ha publicado «Nature», «muy contrariados» por los recortes anunciados por el presidente de Estados Unidos,Barack Obama, el pasado 13 de febrero. Concretamente, las reducciones de Obamasuponen una pérdida de 430 millones de euros en 2012 y 140 millones de euros en 2015, sólo para el programa de exploración marciano de la NASA.
«Cuando se hizo pública la decisión de Obama, la gente se quedó sentada con la boca abierta, tratando de asimilar lo que esto iba a significar para MEGAP», explicó el exdirector de programas a Marte, Scott Hubbard. Así, una de las principales preocupaciones de los científicos de la NASA es que una de las 'joyas de la corona' de la agencia espacial esté en peligro ya que, con la falta de presupuesto, también se ha anulado parte del programa estratégico de este grupo, empezando por la retirada de la NASA del proyecto «ExoMars», que iba a realizar en colaboración con la Agencia Espacial Europea (ESA).

Mantener en marcha el programa

Esta misión, en principio, tiene dos fases: en la primera se enviará en 2016 un orbitador para estudiar la atmósfera de Marte; mientras que en la segunda se enviará un rover (en 2018) que se encargará de recoger muestras de la superficie del planeta rojo.
Los directivos de la agencia espacial decidieron que, tras el recorte de presupuesto, la NASA no podía adquirir un compromiso de ese tipo con la ESA y ha decidido invertir ese dinero en programas más emblemáticos de la agencia, como el Telescopio Espacial James Webb. Con el nuevo anuncio de Grunsfeld, el Ejecutivo estadounidense espera que una misión en 2018 (aunque no sea muy ambiciosa) y un presupuesto de 520 millones de euros para el MEPAGmantenga en marcha el programa de Marte de la NASA.
Por su parte, el presidente de MEPAG, David Des Marais, se ha mostrado optimista y ha indicado que con ese dinero un orbitador «podría todavía hacer mucho de la ciencia».

Fuente: Diario El Mundo
Enlace patrocinado por
info@ingeypro.com  

No hay comentarios:

Publicar un comentario